PAISAJES

Aún no sé cómo he conseguido convencer a Juan Mariano para que me deje mostrar algunos de sus paisajes.

Curiosamente, sus cuadros más convencionales nunca han sido presentados en ninguna exposición. Para el pintor, son simples ejercicios de calentamiento. Y, sin embargo, él mismo me ha comentado que son muchos los amigos que, al viSitar su taller, se han mostrado interesados en adquirir algunos de estos lienzos.

En general, Juan Mariano ha trabajado el paisaje en distintas etapas de su recorrido creativo. Especialmente, en el periodo de "DIEZ AÑOS EN LA LUNA". Pero se trataba de otra mirada distinta, de hacer una obra más centrada  en la pintura entendida como experiencia.

Espero poder completar la fotos de esta galería (si me deja, claro).


NUEVO DESCUBRIMIENTO

Juan Mariano Balibrea. Paisaje de la Torre de la Horadada
Juan Mariano Balibrea. Paisaje de la Torre de la Horadada

En los años 80, solía pasar algunos días en las playas de la Torre de la Horada. De aquellos días, al visitar a un familiar querido, he podido rescatar la imagen de un bello recuerdo: un pequeño lienzo, casi una postal, de la vista más conocida de ese lugar y de su torre. Las influencias que tanto he divulgado de los “fauves” y de los expresionistas, en el modo de abordar el paisaje, se pueden percibir con total claridad. Como ya dije en el inicio de la sesión, estos paisajes han sido simples ejercicios y tomas de contacto; nunca se han expuesto y, por lo general, están en casas de amigos o familiares.


GALERÍA DE PAISAJES


UN PEQUEÑO TESORO EN LA COLECCIÓN PRIVADA DE FELICIANO ALBALADEJO

Este pequeño cuadro, pintado en las proximidades de Alcalá del Jucas (Albacete), es uno de los tesoros que conserva Feliciano Albaladejo, cuñado de Juan Mariano.

Como he mencionado anteriormente, estas pinturas nunca se han presentado en público. Para Juan Mariano, eran simples pasatiempos: ensayos y variaciones sobre la forma de tratar el paisaje de sus pintores preferidos.


PRIMERAS EXPERIENCIAS DE LA ADOLESCENCIA

Juan Mariano comenzó a pintar con óleos cuando era un niño, a la edad de 9 años. En la trastienda de la confitería de sus padres, cuando se hicieron unas obras de reparación, aquel niño realizó sus primeras obras en las maderas que forraban las paredes. En las fotos que aún se conservan en la casa de su madre, se han podido encontrar algunos testimonios gráficos.